CON CARIÑO PARA TI.

sábado, 12 de noviembre de 2016

UNA HISTORIA QUE REFLEJA LA FALTA DE PRESENCIA Y ESTÍMULO DE UN PADRE A SU HIJO Y LA ABNEGADA LABOR DE UNA MADRE QUE CON AMOR... FUERZA, VALENTÍA Y SABIDURÍA SACÓ ADELANTE SU FAMILIA.

Un día mi mamá llegó a casa después de trabajar, abrió un sobre y te dijo es positiva tu parecías feliz, la cargaste y la besaste, empezó mi vida, un hijo, al principio fue felicidad poco a poco todo cambió, pasamos muchos días solos mamá y yo, ella me platicaba y a veces lloraba, poco a poco el se alejó más y más, y luego llegué el día en que nací, todos parecían felices, cuando la enfermera me llevó con él me cargó, y me abrazó, lo vi sonreír, el pensó como me gustaría que ya fuera más grande y pudiera caminar.Viví muchos momentos, la mayoría con mamá, él me quería, pero le faltaba tiempo, el día que comencé a caminar el fue feliz, pero pensó como quisiera que tuviera 3 años para poder jugar con él. Pasaron momentos tristes y felices, conocí mucha gente pero mi gran amor era mi papá, y llegué a los 3 años, fue una fiesta muy divertida, y le pedí a papá que jugara conmigo, pero él estaba ocupado divirtiéndose y pensó: Como quisiera que ya tuviera cinco años y que pudiera practicar deportes.

Llegué a mis cinco años, tuve una hermana nació enferma, sufrieron mucho sobretodo mamá, y me di cuenta que la vida tiene muchas cosas malas, me di cuenta que pasaba mucho tiempo sin él, que no éramos felices, que no teníamos casa, que éramos unos arrimados, pero solo era un niño, y no entendía todo, llegó mi primer competencia, él no estuvo allí, claro estaba trabajando, mi mamá estuvo allí, me vio recibir mi primer medalla, me abrazó, me besó y salí de allí muy feliz, pensando en que al enseñarle la medalla a mi papá me iba a querer más…
Llegó la noche que era la hora en que podía ver a papá, le enseñe mi medalla y le dije ya puedo práctico deportes, me felicito y pensó: Como quisiera que ya tuviera 10 años para poder practicar con él un deporte y no daría tanta lata. Llegué a los 10 años y me hice muy bueno en los deportes, más ya no estabas allí, encontró una mujer más bella y joven que mamá, y sin complicaciones, y como mi mamá era tan mala, nos dejó a los 3 y poco a poco lo fui dejando de ver…
Fue una sombra en mi vida, llegó mi cumpleaños y el no pudo estar allí tenía mucho trabajo y no pudo llegar, cuando lo vi me saludó de mano y me dió dinero para que comprara lo que yo quisiera, y pensó: Como no tiene 15 años así al menos lo podría sacar a un lado para poder divertirnos. Y se despidió porque su nueva novia lo esperaba para ir a bailar.

Mi vida fue difícil, mi mamá era la mamá más mala del mundo, era exigente, era muy dura, era perfeccionísta pero siempre estuvo allí, cuando enfermé, cuando me golpearon, cuando golpeé, cuando me gustó la primera niña, mi primer beso, y llegué a los 15 años, me gustaba salir y divertirme, claro que pensé en él, de todo lo que no compartimos, pero mamá estuvo sin falta con una entrega total, mamá compró un pastel ya estábamos solos, lo partimos, y pedí un gran deseo, aprender a ser feliz y seguir adelante, él llegó con más dinero como regalo, el que ya no daba para mis gastos como debía, se veía más viejo, pero llegó con una novia más, me invitó a comer con ellos y mi mamá me pidió que aceptara… 
Salí con ellos los vi besar y abrazarse, sonreír, pero también vi a su novia ver a los jóvenes pasear cuando el no la veía, regresé a casa y se despidió y solo pensó: Como no tiene 25 años para poderlo llevar de parranda. Pasó mucho más tiempo sufrí mucho, tuve que trabajar para estudiar, me fui de parranda algunas veces, más mi mamá me exigía mucho, ella no podía con todo, pero terminé una carrera, me gradué, el día que lo hice, mi mamá lloro tanto y me pidió perdón por ser tan dura, pero me dijo que todo lo que hacía era por mi bien; a él no lo invité, estaba demasiado ocupado, y entonces pensó: Como no es padre ya me entenderá…
Me casé del brazo de mi madre, me besó y me deseó la mayor felicidad del mundo y prometí nunca ser como mi padre, siempre tratar de hacer feliz a mi familia y nunca dejarlos solos, él que me engendró no apareció, más no me enteré hasta después que estuvo enfermo encerrado en un cuarto, acompañado por su no sé cual amante o mujer o lo que fuera, allí pensaba que orgulloso estaba de su hijo con una gran carrera por delante, con una linda esposa, ya tendría tiempo de decirlo.

Tuve subidas y bajadas en mi matrimonio, cuando pensé que podía terminar resurgió con más fuerzas, y llegó la noticia de mi primer hijo, fui el hombre más feliz del mundo, llamé a mamá que viajaba con su esposo, buena persona él, la quería y para mi resultó ser un apoyo, ella fue feliz por nosotros y prometió estar allí para lo que necesitáramos; él no sé ni me importa. Llego uno de los días más felices de mi vida tuve entre mis brazos a mi hija, era pequeña y dulce, le di gracias a Dios por darme ese tesoro y le prometí cuidarlo y protegerlo como el más grande tesoro, y pensé si…
No comencé a pensar, pero a mi mente llegó el recuerdo de un hombre que me engendro, el siempre pensó, pero no actuó, ahora yo prefiero actuar, y tal vez algún día mi hija pueda decir con orgullo… Mi padre es el mejor padre del mundo, no porque sea perfecto, sino por que ante todo me ama y lucha junto a mí por llegar adelante en el tiempo.
P.D. Al que fuese mi padre lo enterramos un día gris, claro que me dolió, pero solo como sientes el morir de un ser humano más, estaba solo, muy enfermo y arrepentido de la vida tan disoluta que llevó, y pensé que lástima que un hombre tan inteligente muera así, y nunca me dijo que fui yo para él...

Frases y pensamientos para padres, que siempre deben estar en su corazón para expresar a sus hijos y darles todo el tiempo que sea posible...El tiempo que los hijos pasan con sus padres...Son tiempos hermosos e inolvidables para ambos...
La vida no se trata solo de traer hijos al mundo, sino darles amor, tiempo, comprensión y enseñanzas...La felicidad de los hijos es lo más importante, porque del cariño y apoyo que tengan...Será la huella que quedará en su interior por el resto de su vida...

Google+ Badge