CON CARIÑO PARA TI.

sábado, 24 de octubre de 2015

CARTAS DE AMOR...ASÍ NACE EL AMOR Y SOLO QUIERO SER TU AMOR...CON LINDAS IMÁGENES CON FRASES...


Así nace el amor... Tiene rostro de milagro, porque viene bañado 
de grandeza...viene de lo Divíno...
Es que solamente un Ser supremo, puede tejer los hilos de ese 
fino enjambre, que une sentimientos, que inspira palabras, 
deseos profundos, anhelos sin nombres; esos hilos que te 
envuelven como trampas y que tú no ves, que sólo sientes, 
que te aprisionan sin ahogarte, que te sueltan sin liberarte.
Pero que hermoso es sentirse preso, no hay libertad que te 
tiente, esa prisión te da calor, te llena, no te deja espacios, 
te envuelve por completo; es sensacional recorrer ese 
trayecto que resulta finito, pero que a su vez es inalcanzable, 
pero siempre, de la misma mano, bajo esa única sombra, de 
ese invalorable afecto.
Es hermoso sentirse feliz, adoptar esa postura, que el mundo 
lo sepa sin que lo digas, que se perciba en el aire con tu solo 
paso, como una fina fragancia que perfuma el ambiente. 
En circunstancias así, no importa ser predecible, benditas 
sean las conjeturas o los aciertos, el aplauso de una sonrisa 
de aprobación o la imprecisión de una mirada indiscreta... 
que hermoso es disfrutar del amor...
Donde dos almas que por amor derriban las barreras de la 
distancia y el tiempo...solo para unirse y amarse en la 
realidad y en los sueños...Porque cuando dos enamorados 
duermen sus almas abren sus alas para encontrarse en 
cada sueño...Así de bello es el amor que Dios depositó en 
cada corazón... 

Ha pasado tanto tiempo y aun no 
te has querido dar cuenta lo que 
significas para mí.
Pensar que en algún tiempo me 
eras tan indiferente y de pronto 
al mirar tus ojos descubrí tantas 
cosas maravillosas que existen 
en ti.
Me bastó tan solo un instante para 
enamorarme, tu mirada tierna
llena de esa timidez y temor al 

amor me envolvió de tal manera
que cada vez que cierro mis ojos
veo el brillo de los tuyos.

Por eso te digo que quiero ser en 
tu vida como el aire que respiras
quiero ser el viento que te acaricie
quiero ser el agua que apague tu 

sed, la miel que endulce tus labios,
quiero ser la luz y la penumbra
el deseo y la locura quiero ser 

como la brisa del mar y poder 
acariciar hasta  lo mas profundo 
de tu ser quiero ser el sol de caa, quiero 
ser la templanza, la confianza también 
la dicha y la felicidad.
Quiero ser en tu vida eseda 
mañana para iluminar tu vid amor que no 
traiciona, ni abandonaese amor que es 
permanente y latente quiero ser ese amor 
que da todosin pedir nada a cambio, ese amor 
que espera que comprende.
Déjame ser en tu vida el amor, el deseo y la 

pasión solo quiero ser tu amor

DEJAME AMARTE.... 




miércoles, 7 de octubre de 2015

SI VAS A GUÍAR TUS PASOS POR SENDEROS DE AMOR, ÉXITO Y FELICIDAD...HAZLO CON VOLUNTAD CON TODO A LO QUE DERECHO TIENES...


Viktor Frankl, en su libro El hombre en busca de sentido, cuenta 
desde un punto de vista psicológico todas las adversidades que 
se viven en un campo de concentración: la muerte de sus 
familiares, hambre, frío, etc. Llega a la conclusión de que 
quienes sobreviven en un campo de concentración no son los 
más fuertes, sino los que tienen voluntad.
Con la voluntad, muchos de ellos fueron capaces de sobrevivir 
por el deseo de encontrarse con su familia, de ver crecer al hijo 
que le quitaron a temprana edad, de terminar un trabajo 
empezado. 

Pero todos los sobrevivientes tenían una meta, un ideal que les 
ayudó a superar todas las dificultades.
La historia nos muestra cómo los hombres, sobre todo en el 
período de la adolescencia o juventud, tenemos sueños, ideales, 
deseos, etc. 
Que queremos alcanzar. Todo eso se presenta como un 
torbellino en nuestro interior. Lastimosamente no todos llegan a 
alcanzarlos. 
¿Por qué? Porque no tienen voluntad.
El hombre se puede comparar con un coche en que el motor es 
la voluntad que hace que se mueva el coche. Podríamos tener 
un Ferrari con llantas nuevas, la mejor gasolina y un GPS que 
dice dónde queremos ir, pero si no tenemos motor no sirve 
para nada.
Lo mismo pasa con el hombre: se pueden tener muchas 
cualidades y muy buenos propósitos pero sin voluntad, todos 
esos talentos quedarán en la bandeja de salida, atrofiados y 
desaprovechados.
La voluntad se conquista dando siempre lo mejor de nosotros 
mismos. 

La voluntad no es el resultado de un acto heroico, es la suma de 
un esfuerzo constante día a día por hacer las cosas bien, con 
amor, entusiasmo y perfección. Es darlo todo cuando crees que 
ya no puedes más. No rendirse cuando sabes que vale la pena 
llegar a la meta. Es saber que la vida es sólo una y que hay que 
aprovecharla al máximo. Es, en definitiva, conocerse, aceptarse 
y superarse.
La voluntad nos exige tener el GPS encendido para poner una 
meta y mantener la mirada fija en esa meta, y así la voluntad se 
convierte en una fuerza interior que exprime todas las 
capacidades que tenemos para alcanzar la meta y llegar al fin 
que nos hemos propuesto.
En la vida diaria hay muchas oportunidades para formar la 
voluntad: 
comer lo que no nos gusta, terminar de leer un libro que 
empezamos, hacer un poco de ejercicio diario, dar prioridad 
a las cosas más importantes y hacerlas aunque sean difíciles. 
Vivir sin voluntad es llevar una vida monótona, arrutinada, 
aburrida y sin sentido, pues en el mundo los que triunfan no 
son los fuertes o ricos sino los que tienen voluntad...
Los que creen es sus capacidades, los que tienen fe en sus 
ortalezas y  en Dios...

"Tienes derecho, pero no debes....."
Tienes derecho, a enfadarte, pero no debes pisotear la dignidad de ninguna persona.
Tienes derecho a sentir celos del triunfo de los demás, pero no debes desearle mal, a las demás personas.
Tienes, derecho a caer, pero no debes quedarte tirado en el piso.
Tienes derecho a fracasar, pero no debes sentirte derrotado.
Tienes derecho a equivocarte, pero no debes sentir lástima de tí mismo.
Tienes derecho a regañar a tus hijos, pero no debes romper sus ilusiones de jóvenes emprendedores.
Tienes derecho a tener un mal día, pero no debes permitir jamás que se convierta en costumbre.
Tienes derecho a tomar una mala decisión, pero no debes quedarte estacionado en ese momento pasado.


Tienes derecho a ser feliz, pero no debes olvidar ser agradecido.
Tienes derecho a pensar en el futuro, pero no debes olvidar jamás el presente.
Tienes derecho a buscar tu superación personal, pero no debes olvidar tus valores morales.
Tienes derecho a triunfar, pero no debe ser a costa de otros.
Tienes derecho a inventar, pero no debes olvidar nunca a Dios.
Tienes derecho a vivir en paz, pero no debes confundir ese derecho inalienable con ser mediocre ó conformista en la vida.
Tienes derecho a vivir en la opulencia, pero no debes olvidar nunca compartir con los menos afortunados en la vida.

Tienes derecho a desanimarte, pero no debes perder la esperanza.
Tienes derecho a la justicia, pero no debes confundirla con la venganza.
Tienes derecho a violentarte, pero no debes dejar de ser cortés.
Tienes derecho a un mañana mejor, pero no debes nunca cimentarlo en un hoy fraudulento.
Tienes derecho a ser positivo, pero no debes ser arrogante con ninguna persona.
Tienes derecho a soñar, y enseñar a otros a soñar con un mundo mejor y solidario, con los menesterosos.
De ahí en adelante has comenzado a forjar tu futuro...
Tu eres quien forja su destino al amor...Al éxito y a la felicidad...

Todo esto se complementa con tener el amor de de Dios en el
corazón...Y la voluntad para avanzar sin importar cuantas barreras
se crucen en tu camino de vida...

Google+ Badge